Creencias religiosas

Creencias religiosas

Bautistas: No obstante los bautistas en general creen que la donación de órganos y tejidos son en última instancia asuntos de la conciencia individual, la Convención Bautista del Sur aprobó una resolución en 1988 alentando a los médicos a solicitar la donación de órganos en las circunstancias apropiadas. Otros grupos bautistas han apoyado la donación como un acto de caridad y dejan la decisión de donar a discreción de la persona.

Budistas: Los budistas creen que la donación de órganos es un asunto que debe dejarse a la conciencia del individuo y asignan un alto valor a los actos de compasión. Se destaca la importancia de informar a sus seres queridos cuáles son sus deseos.

Catolicismo: Los católicos ven la donación de órganos como un acto de caridad, amor fraternal y sacrificio. Los trasplantes son aceptables en términos éticos y morales para el Vaticano.

La Iglesia de Cristo, Científico: Los científicos cristianos no asumen una posición específica sobre el trasplante o donación de órganos. El tema de la donación de órganos se deja al miembro individual de la iglesia.

Episcopal: La Iglesia Episcopal aprobó una resolución en 1982 que reconoce los beneficios de dar vida al participar en la donación de órganos, sangre y tejidos.

Gitanos: Los gitanos, en general están en contra de la donación de órganos. Su oposición se basa en su creencia de que en el más allá todas las partes del cuerpo deben estar intactas porque el alma mantiene una forma física.

Hinduismo: La ley religiosa no les impide a los hindúes donar sus órganos, de acuerdo con la Hindu Temple Society of North America. Este acto es una decisión individual.
Islam: La religión del Islam cree en el principio de salvar las vidas humanas.

Testigos de Jehová: De acuerdo con la Watch Tower Society, los testigos de Jehová creen que la donación es un asunto que es mejor dejar a la conciencia del individuo. Todos los órganos y tejidos se deben drenar de la sangre totalmente antes del trasplante.

Judaísmo: El judaísmo enseña que salvar una vida tiene prioridad sobre el mantenimiento de la santidad del cuerpo humano. Las cuatro ramas del judaísmo (ortodoxos, conservadores, reformistas y reconstruccionistas) apoyan y fomentan la donación.

Luteranos: Piden a los miembros que consideren la donación de órganos y hagan cualquier arreglo legal y familiar necesario, incluido el uso de una tarjeta de donante firmada.

Moravos: La Iglesia Morava no ha hecho ninguna declaración respecto a la donación y el trasplante. Por lo tanto, es una cuestión de elección individual.

Mormones: La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días considera que la decisión de donar los órganos es personal y se debe tomar en conjunto con la familia, el personal médico y la oración.

Pentecostales: Los pentecostales creen que la decisión de donar se debe dejar a la persona.

Presbiterianos: Los presbiterianos fomentan y apoyan la donación. Respetan el derecho de una persona a tomar decisiones respecto a su propio cuerpo.

Adventistas del Séptimo Día: Se anima enfáticamente la donación y el trasplante por parte de los adventistas del Séptimo Día. Tienen muchos hospitales de trasplante.

Sociedad de Amigos (Cuáqueros): Se cree que la donación de órganos y tejidos es una decisión individual. La Sociedad de Amigos no tiene una posición concreta sobre la donación.

Unitaria Universalista: Los unitarios universalistas apoyan ampliamente la donación de órganos y tejidos. Lo consideran un acto de amor y entrega desinteresada.

Metodistas Unidos: La Iglesia Metodista Unida emite una declaración de política respecto a la donación de órganos y tejidos que establece que reconocen la beneficios de dar vida en una donación de órganos y tejidos.